Esta semana, desde el equipo de Universidad de la Imagen, hemos hablado con Lucía Duarte, médico especialista en el trasplante capilar. Lucía se encuentra especializada en todo lo que concierne al cabello, además de otros campos de la medicina estética. Es un tema que se encuentra a la orden del día en ambos sexos; mucha población se encuentra preocupada por la pérdida de cabello y recurre al transplante capilar. Lucía nos aclara ciertos conceptos que, como estilistas, debemos conocer para poder informar al cliente.

 

 

Universidad de la Imagen: Gracias, Lucía, por concedernos la entrevista. Cuéntanos, ¿cuáles son las técnicas de trasplante más actuales?

Lucía Duarte: Gracias a vosotros por recibirme. Este me parece un tema muy interesante de conocer para informar al cliente y formar al estilista. Las técnicas más actuales que se emplean son: FUE, DHI, FUSS. 

Universidad de la Imagen: ¿Y en qué se diferencian?

Lucía Duarte: Es realmente difícil hablar de «diferencia» ya que estamos hablando de conceptos diferentes, por ejemplo en FUE y DHI. La técnica que utilizamos en todos los trasplantes capilares que realizamos en nuestra clínica (nosotros tenemos centros en Barcelona y Bilbao) es la técnica FUE y consiste en la extracción de unidades foliculares de forma individual mediante un instrumento quirúrgico denominado «punch» y su posterior implantación en zonas despobladas. La alternativa a la técnica MicroFUE (más información aquí) es la antigua técnica FUSS (o técnica de rayado) en la que se retira una tira de piel, dejando una cicatriz, de la que se extraen los folículos. Ahora bien, si hablamos de cómo se injertan los folículos en la zona calva, entonces podemos encontrar diferencias.

Universidad de la Imagen: Entonces, ¿qué es la técnica de trasplante de cabello DHI?

Lucía Duarte: Con la técnica DHI, los folículos se injertan directamente en la zona donante, sin pasar primero por una solución de PRP. DHI significa «implante de cabello directo». Si los folículos se injertan directamente en la zona receptora con la ayuda de un trasplantador Choi, estamos hablando de DHI. Si el injerto se realiza mediante pinza quirúrgica o fórceps, hablamos de fisura lateral. Con el método de Hendidura Lateral, los injertos se extraen de la zona donante respetando la inclinación natural de las unidades foliculares para minimizar el riesgo de daño del bulbo durante el procedimiento. Los pequeños orificios se abren mediante un micro taladro quirúrgico de diámetro inferior a 0,5 mm en la zona receptora, colocando folículo a folículo con la misma dirección de crecimiento y ángulo que el cabello original. El cabello en la zona frontal se extiende hacia adelante en un ángulo de 45/60 grados. Más atrás, este ángulo disminuye y el cabello crece en ángulo recto hasta que vuelve a 45/60 grados en la parte posterior de la cabeza, luego las incisiones se realizan siguiendo la dirección natural del crecimiento del cabello. Este sistema resalta el ángulo de crecimiento de cada cabello.

Universidad de la Imagen:  ¿El procedimiento es el mismo?

Exacto, todo el procedimiento es el mismo, ya que la técnica de hendidura lateral solo se diferencia al injertar los bulbos en la zona receptora. Se utiliza un trasplantador en forma de bolígrafo para colocar los injertos y el ángulo de colocación será muy preciso tanto como la densidad en el área a trasplantar.

Universidad de la Imagen:  ¿Cuál es la ventaja?

La principal ventaja de esta técnica es el aumento de densidad que se puede lograr en la zona receptora, sin embargo, no todas las personas son candidatas idóneas al acceder a esta técnica.

UI: ¿Qué tiene de especial la técnica de trasplante de cabello DHI?

LD: La técnica DHI es más precisa y la realiza un equipo médico altamente capacitado, lleva más tiempo que un trasplante de método de fisura lateral y, por supuesto, tiene un precio más alto.

UI: Lucía, nos hablaste de Sapphire Tip DHI también…

LD: Gracias al trasplante capilar, siempre enfocado en mejorar los resultados de sus pacientes, se puede ofrecer un paso más en el tratamiento de injertos capilares. Por ejemplo, la diferencia entre un trasplante de cabello con DHI y uno realizado con DHI con punta de zafiro radica en el paso justo antes del injerto. La técnica DHI con punta de zafiro consiste en abrir pequeños canales con un bisturí con punta de zafiro para ayudar a la implantación del folículo utilizando un implante Choi. Esto se hace para minimizar el tiempo necesario para la lesión, el sangrado y la recuperación. Si a esto le sumamos todas las ventajas que ya tiene la técnica DHI, es fácil ver por qué tantos pacientes están interesados.

UI: ¿Qué ventajas tiene esta sobre otras técnicas?

LD: Primeramente, no es necesario afeitar la zona donde se va a injertar el cabello. Además, produce muchas menos costras, casi inexistentes, ya que el sangrado es mínimo. El período de recuperación es más corto y se puede obtener mucha más densidad por centímetro cuadrado. También es interesante que existe un daño mínimo en los tejidos cercanos al cabello implantado: venas, nervios, colágeno… Los folículos se injertan inmediatamente después de la extracción, sin colocarlos en una solución de plasma. Sumado a que es más fácil controlar con precisión el ángulo, la profundidad y la dirección del folículo implantado. Los folículos se separan según la cantidad de pelos que contienen.

UI: ¿En qué horquilla de precios nos movemos?

LD: el precio ronda los 4000 euros, pero, por supuesto, depende mucho de cada caso concreto.

UI: Todo esto resulta complejo pero interesante Lucía, si nuestros estilistas tienen dudas, ¿pueden ponerse en contacto contigo?

LD: Claro, me encantaría que me planteasen sus dudas. ¡Gracias por vuestra entrevista, equipo Universidad de la Imagen!

A %d blogueros les gusta esto: